Aprende a estudiar: Angelina López Pardo, fundadora y directora de “Aprende a Aprender”

“Tengo la firme convicción en el desarrollo del pensamiento crítico más allá del memorismo y la repetición”

Psicóloga y formadora con más de 12 años de experiencia en terapia psicológica con niños, adolescentes y adultos. El método Pascal, pionero de técnicas de estudio y lectura rápida en nuestro país. Amplia formación en dificultades de aprendizaje, altas capacidades, inteligencia emocional, ansiedad, estrés y Cuentoterapia, el arte de sanar a través de los cuentos.

Mi formación es constante para ofrecer la mejor atención a mis pacientes y alumnos.

¿Cuántos casos llegan a su clínica para pedir ayuda en época de exámenes?

De los casos que llegan en época de exámenes, entre el 50 y el 70% de los casos tienen que ver con el rendimiento académico.

Casi todos los estudiantes de 10 a 16 años, vienen al centro por una propuesta que les hacen los padres. Quieren apoyo y que aprendan hábitos de estudio tanto en tiempo como en esfuerzo. Para mejorar técnicas de estudio y motivación, trabajamos una hora semanal durante dos o cuatro meses, dependiendo de los casos. Sí manifiestan ansiedad ante los exámenes, las sesiones podrían alargarse.

Para optimizar este proceso hacemos una reunión semanal con los padres

¿Qué edades son las que presentan más dificultades ante esta situación?

Suelen ser en las épocas de cambio evolutivo como:

  • La preadolescencia entre los 10-12 años
  • Adolescencia o pubertad plena que se sitúa entre los 12-15 años
  • La adolescencia tardía entre los 15 y 18.

Esto equivaldría a los cursos de 4º, 5º y 6º de primaria, el cambio de 2º a 3º ESO y Bachillerato.

Entre los 10-12 y 16 años a nivel neurológico ocurre en el cerebro de los niños algo así como un “terremoto”

Este movimiento se produce en los lóbulos prefrontales del cerebro, que son los responsables del razonamiento, control emocional, prudencia y análisis de la conducta en los adolescentes.

En esta época, tienden a ser más impulsivos y maduran más lentamente en la toma de decisiones, esto puede irritar a los adultos. Están en pleno desarrollo sexual se están convirtiendo en hombres y mujeres.   A menudo se pueden comportar de forma infantil pero en otras situaciones, responden de forma responsable y coherente.

Los niños o niñas que pasan por su consulta ¿por qué no asimilan las materias en el colegio

Cada niño o niña es un caso particular pero sí hay ciertas similitudes relacionadas con la edad, las características evolutivas y la demanda académica de la escuela.

En general suelen comentar dificultades en:

  • Planificación del tiempo diaria y semanal.
  • La concentración, memorizar y el momento de “ponerse a estudiar.
  • No entienden bien algunas materias.
  • La sobrecarga de deberes. En primaria puede llevar hasta dos horas.

¿Por qué les cuesta asimilar las materias del colegio?

En 60 minutos de clase no se puede pretender que 30 alumnos tengan el mismo ritmo de aprendizaje. Pero en general estos son sus argumentos:

  • Falta de motivación, actitud clave en el aprendizaje.
  • Estudiar bajo presión y muchos exámenes en poco tiempo.
  • La materia se les presenta de forma ardua y difícil por cantidad y la forma de memorización.
  • Les cuesta planificar, organizar los apuntes, los esquemas, memorizar y hacer repasos.

Muchos de los alumnos de Bachillerato, afirman que durante la ESO, sí se centraban en clase y hacían las tareas les bastaba para aprobar, si se ponían en serio unos días antes del examen.

Después de la ESO, aluden que el temario continúa hasta el mismo día antes del examen, lo que les resulta acelerado y devastador. No les gusta aprender de esta forma.

Como profesional, me gustaría subrayar que la organización rígida en tiempo y materias en los centros escolares ha traído muchas desventajas. La mayor parte de los centros hacen todo en grupos grandes. Cualquier conocimiento se imparte así: clases, conferencias, aprendizajes prácticos, etc. Lo que dificulta el aprovechamiento de la inmensa mayoría al descartar el aprendizaje individual.

¿Cuáles son las asignaturas más complicadas para ellos?

  • En primaria las matemáticas y el momento de aprender a razonar problemas suele ser muy comentado por niños y padres.
  • En la ESO, también las matemáticas y en cursos superiores asignaturas como física y química.
  • En lengua, historia y biología, hay dificultades a la hora de memorizar la información de manera repetitiva, para con suerte aprobar el examen y olvidarlo poco después.

En todo caso la actitud, implicación personal y método por parte del profesor puede cambiar completamente su forma de aprender una asignatura.

Las nuevas tecnologías han hecho ¿qué mejoremos o empeoremos?

Si nos centramos en lo que son las TIC´S veremos que son herramientas”, en mi opinión dependiendo de cómo se manejen pueden favorecer o empeorar los resultados.

¿Cómo los padres pueden ser ejemplo de sus hijos en este tema?

Muchos padres y madres intentan hacerlo bien, acompañando a sus hijos en el estudio, pero a veces no está clara la función y surge un debate aparentemente irreconciliable:

“¿Me pongo con él o le dejo sólo?, ¿Cómo lo voy a dejar sólo?, cuando lo he hecho otras veces el resultado ha sido desastroso”

En ocasiones me pregunto quién se presenta a un examen, si los padres o los hijos…no es raro escuchar frases como: “Hemos aprobado matemáticas”.

Ante estas cuestiones surge el planteamiento de un equilibrio entre ayudarle y apoyarle en los primeros años de estudio, no hacer el trabajo o corregirlo. Entre los 10 y 12 años y poco a poco fomentar su autonomía. Los buenos resultados vienen si los padres actúan como entrenadores, supervisando y motivando a sus hijos, más que exigiendo resultados. Esto ayuda a que interioricen su responsabilidad en el estudio buscando hacerlo bien y mejor.

Es curioso, ¿Por qué no les enseñan métodos de estudio correctos en sus colegios?

Creo que esta situación se da en la mayoría de los centros porque el contenido curricular viene supeditado a un programa educativo demasiado extenso que los profesores se ven obligados a cumplir teniendo poco margen para otras fórmulas posibles y válidas.

Creo en las técnicas de estudio como asignatura

Es tan importante como las matemáticas o la lengua. Sé que muchos padres y profesores opinan lo mismo. A su vez la mayoría de los profesores y pedagogos tienen las habilidades y el conocimiento para aplicarlas, pero nos solemos encontrar con un problema:

¿Cómo cultivar el espíritu crítico y el razonamiento sin tiempo para un aprendizaje individual ni variedad de contenidos?

La formación y el hábito de estudio correcto no sólo te lo da la escuela sino la familia y el entorno.

¿Qué técnicas son las más innovadoras y efectivas?

En realidad, no creo que haya técnicas innovadoras ni tecnológicas que hagan más efectivo el aprendizaje sino están al  servicio del  sentido práctico y emocional que debe tener todo aprendizaje para ser interiorizado.

¿Lo que aprenden nuestros hijos e hijas les resulta útil para su vida?

No es lo mismo estudiar las partes de una planta con una foto que verla en un huerto o en un parque cuando cambian las estaciones. Experimentando su tacto, forma y tamaño o viendo crecer una judía en un frasco con algodón mojado.

Por ello toda técnica innovadora como softwares y aplicaciones de tipos de esquemas o nemotecnias y tutoriales con vídeos de asignaturas como física, química, matemáticas, biología, que estén al servicio de un aprendizaje más motivador serán bienvenidas.

Somos conscientes de la gran desmotivación en relación al método académico memorístico. En mi opinión las técnicas más efectivas son las que mejor se adaptan a las demandas del niño o niña y la sociedad de hoy en día.

 ¿Cómo mejorar estos hábitos de estudio?

Si el alumno adquiere un método y hábito de estudio completo desde los primeros años de exigencia académica desarrollando un espíritu crítico respecto a lo que aprende le resultará más fácil adaptarse a los retos futuros.

Técnicas para mejorar la concentración

Según mi experiencia la concentración requiere poner en práctica un conjunto de habilidades y herramientas:

  • Planificación realista según tiempos y objetivos.
  • Organización de las materias y prepararlas según te las vayan a preguntar. Esquemas y resúmenes.
  • El aprovechamiento de las clases
  • Entrenamiento de técnicas de concentración y relajación.
  • Practicar con un método efectivo los textos: lectura comprensiva, la estructuración, el subrayado jerárquico y esquemas.
  • Repasos espaciado y secuenciado, ligado a las evaluaciones.

En todo caso presto especial atención al razonamiento lógico

  • El porqué y el cómo de lo que estamos estudiando.
  • Las nemotécnicas o técnicas de memoria.

Ambos te ayudan a recordar la información y son procesos importantes e imprescindibles que se solapan y complementan entre sí. No sólo con entender se retiene, sino que hay que memorizar y repetir de forma razonada lo que has aprendido con repasos cada vez más espaciados. Hacer ejercicios y preguntas cortas, es una forma de entrenarse.

Estamos finalizando el curso, pero de cara al próximo año ¿Qué hábitos deberíamos inculcar a nuestros hijos para que les sea más sencillo aprobar?

No olvidemos que cualquier hábito se consigue a base de practicarlo y repetirlo todos los días. Aunque no apetezca, por ello podemos favorecer su trabajo diario ayudando a mantener, aprender y cumplir:

  • Una buena planificación de su día y semana con descansos cada cierto tiempo.
  • Empezara estudiar a la misma hora.
  • Un lugar de estudio despejado y libre de distractores.
  • Repasos al final del día.
  • Técnicas de concentración y relajación.
  • Un método de estudio agradable y eficaz.
  • Técnicas de memoria o mnemotecnias.
  • Tiempo libre de calidad, preferible a cantidad, con la familia y amigos.
  • Acotar con límites los distractores, móvil, televisión, iPad, juegos en red, etc.

 Aconsejo en primaria una sola hora de deberes al día

Por otro lado, en primaria los niños suelen tener un tiempo más limitado de atención y concentración en las tareas académicas. En el aula, lo más importante  es como se presentan estas asignaturas al alumnado.

Para cualquier consulta

APRENDE A APRENDER

Calle Recoletos, 4, 2ºD

28001 Madrid

info@aprendeaaprender.com

Pide tu CITA PREVIA de lunes a viernes:

91 576 43 12 y 633 782 726

Redacción: GBM

CM Community Manager

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor deja tu comentario
Por favor introduce tu nombre aquí